El tratamiento con Botox para rejuvenecer el rostro, por su fácil aplicación e increíbles resultados, es en uno de los tratamientos estéticos más populares y usados en el mundo. Es importante aclarar que no existe una edad determinada para comenzar a usar Botox; y que algunas personas lo hacen desde jóvenes para prevenir la formación de arrugas y otras, en cambio, buscan atenuar las líneas de expresión y prevenir la aparición de nuevas arrugas.

Botox skinmedical
El botox, o toxina botulínica (un producto natural, biológico, derivado de una bacteria llamada Clostridium Botulinum), actúa por medio de la relajación de los músculos que producen las arrugas que se forman por la gesticulación o la expresión del rostro.

El Botox no cambia la expresión ni la naturalidad del rostro

 

¿Cómo es una sesión? Una sesión de Botox es breve y sencilla. Antes de comenzar el proceso de tratamiento con Botox, el médico le indicará al paciente que contraiga los músculos faciales para poder determinar con precisión dónde colocar la primera inyección. Después, el médico utilizará una microaguja para administrar las inyecciones directamente en los músculos que causan las arrugas del entrecejo, surcos y arrugas horizontales.

Si el paciente tiene tendencia a sentir dolor, se le aplica una anestesia tópica. Luego, se aplica la dosis indicada a través de microinyecciones en el músculo de la zona a tratar: la frente, el entrecejo, alrededor de los ojos (“patas de gallo”) y/o la boca.

En total, la sesión demandará 10 ó 15 minutos. La mayoría de los pacientes no requieren ningún tiempo de inactividad y pueden reanudar sus actividades diarias inmediatamente después del tratamiento con Botox.

Asimismo, hay que tener en cuenta que el Botox, en sí, no es doloroso. El dolor está asociado con el pinchazo de aguja. Cuanto menor sea la aguja, mejor se tolera. Cuando un volumen de fluído se inyecta debajo de la piel, se estimula temporalmente algunas de las fibras nerviosas.

Por su parte, cuando se inyecta adecuadamente, los resultados del Botox se verán después de la primera sesión, teniendo en cuenta que tarda de dos a cuatro días antes de que el efecto sea visible. Los efectos duran entre 4 y 7 meses y cuando desaparecen, la actividad muscular vuelve a su estado original. Es una decisión del paciente volver a aplicar la sustancia para mantener los efectos. No hay un límite definido para el número de inyecciones que cada paciente pueda realizar.

botox

En SkinMedical trabajamos con los mejores profesionales. Antes de comenzar las sesiones, brindamos una consulta médica sin cargo para efectuar una evaluación personal y recomendar un tratamiento acorde a las necesidades de cada paciente para obtener, luego, los resultados esperados. Además, contamos con todos los medios de pago y financiación propia, descuentos y promociones imperdibles. ¡Esperamos tu llamado al 0810 345 7546!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here